Madura japonesa obedece en todo lo que ordenan