Pelirroja amateur recibe una corrida por sorpresa